Si eres corredor seguramente has hecho si no es que todas, alguna de las siguientes cosas. No digas que no, te lo puedo asegurar.

 

1.-Vas tan emocionado a recoger tu kit de competidor que no puedes evitar sacar todo lo que venga en el tan famoso morral, acomodarlo en la cama y tomarle una foto.

kit de competidor

2.-Una noche antes de la competencia, puedes estar seguro, cenarás una gran dotación de carbohidratos. Una buena pasta seguro será parte del menú.

spaguetti

3.-Procurarás dormir temprano, rechazarás la invitación de tus amigos y faltarás a esa esperada fiesta porque tienes una competencia al día siguiente. Seguramente te dirán que no faltes a la fiesta y te retarán diciendo que para que vas a la carrera al día siguiente si no la vas a ganar. Los corredores sabemos lo especial que es correr y siempre estamos dispuestos a dar nuestro máximo aun cuando no seamos el primero en cruzar la meta.

casi listo

4.-Nunca te despiertas tan temprano pero ese día a las 5am ya estás feliz dando vueltas por la casa para desayunar y ponerte guapa/o para ir a sudar la camiseta. Además, seguramente tus alarmas empezarán a sonar desde muy temprano para asegurar que no te quedarás dormidos.

alarma

5.-Y por último, unos minutos antes de comenzar, te inundas de nervios y surge la necesidad de ir al baño, aun cuando fuiste en tu casa antes de salir a la carrera pero al parecer no fue suficiente y debes ir otra vez.

sanirent

Escrito por: Dasha Carranza Ramírez
Triatleta y amante del deporte.
Instagram: @dashamaria.mx

Comments

comments

Compartir