El running, como se le denomina a la adopción de correr como una actividad física constante e incluso una forma de vida, está lleno de beneficios para los deportistas y es una actividad cada vez más popular entre la sociedad mexicana.

No obstante, cabe recordar que su práctica nos obliga a salir de casa y los sitios cerrados. Lo cual, al vivir en una ciudad tan caótica, nos demanda extremar precauciones para evitar cualquier riesgo.

Antes que nada, sobre todo si eres principiante en esto de la actividad física, lo primordial es velar por tu estado de salud en general. Por lo que la mejor idea es hacernos un chequeo médico antes de lanzarnos a la ciudad a correr.

“Entrenar en forma segura es poner en práctica los consejos del médico luego de evaluar los resultados de los estudios solicitados, si es que estos no impiden la práctica de ejercicio”, recomienda el doctor Óscar Mendoza, cardiólogo especialista en deportología del Instituto Cardiológico de Buenos Aires, Argentina.

Una vez que estemos al tanto de nuestra salud y tengamos el aval de un médico, ahora sí, es hora de salir a correr. Para disminuir el riesgo de algún posible accidente, profesionales de la seguridad, como la Policía Municipal de Navarra, España, piden seguir las siguientes recomendaciones:

1 Ropa llamativa. Evitar usar el color negro, en especial si se prefiere el atardecer o la noche para salir a correr. Lo ideal es usar prendas con colores llamativos (amarillo, naranja o azul pastel). Si sueles salir por la noche, equípate siempre con material deportivo reflectante.

2 Planificar un recorrido. Antes de salir, se debe planificar un recorrido de tal forma que siempre que atravieses alguna calle principal, lo hagas por un paso peatonal. Si fuera posible elegir los pasos de peatones más cortos y que tengan una mayor visibilidad, sería mejor.

3 Respetar semáforos y señalamientos. El ser peatones no nos exenta de respetar los semáforos y señalamientos.

4 Salir en grupo. Aunque la mayoría prefiere la soledad al ejercitarse, salir en grupo facilita la visibilidad de los runners por parte de los conductores.

5 Dejar una nota. Siempre es recomendable dejar una nota en casa o comunicar a nuestros familiares la ruta que vamos a salir a realizar, para que en caso de que haya un retraso, sepan en todo momento dónde te puedes encontrar.

6 Llevar identificación. En caso de un infortunado accidente, sal llevando siempre contigo una identificación personal, para que puedas ser fácilmente reconocido. Además, si puedes llevar un teléfono móvil con varios números de emergencia visibles, sería ideal.

7 Corre siempre de cara al tráfico. De esta forma, te será más fácil reaccionar ante imprevistos, además así los conductores te verán con mayor facilidad.

8 Lleva los oídos libres. Trata de evitar el uso de audífonos, o, en su defecto, escúchalos a un nivel bajo que te permita estar al tanto de los sonidos del ambiente. Así podrás permanecer alerta ante cualquier imprevisto.

9 Aléjate de zonas altamente transitadas. Aunque suene como algo imposible en nuestra ciudad, siempre que te sea posible, evita las zonas de mayor afluencia de tráfico, como las estaciones de transporte público o salidas de bares y restaurantes.

Siguiendo estas recomendaciones disminuirás de forma importante los riesgos de sufrir algún accidente y aumentarás el grado de satisfacción de tu actividad física favorita.

 

Fuentes: Infobae, El Español, SportAdictos

Comments

comments

Compartir