Comenzar a practicar ciclismo, o cualquier otro deporte, es un momento propicio para que surjan diversas dudas e inquietudes. En especial, cuando se trata de participar en competiciones.

Entre los ciclistas novatos suelen existir una serie de dudas comunes que, en la mayoría de los casos, prefieren no preguntar por vergüenza.

Despejar esta clase de dudas es importante, ya que muchas de ellas tienen que ver con aspectos relevantes. Omitirlas puede traer consigo consecuencias negativas, como un desempeño poco satisfactorio en la competencia, o incluso un riesgo para la salud.

Te recomendamos: 5 mitos en ciclismo que es mejor ignorar

Entre las preguntas más comunes que pasan por la mente de los ciclistas novatos -y no tan novatos- al momento de participar en una competencia se encuentran:

1 ¿Cómo sé si estoy adecuadamente hidratado antes de competir?

En realidad, existe una manera simple de identificar un estado óptimo de hidratación. Consiste en observar el color de la orina un día anterior a la competencia. Esta debe tener una tonalidad amarilla clara.

Igualmente, es importante que un día antes de la competencia la mayor parte de la hidratación provenga de agua natural, mineral y, en caso necesario, electrolitos o suero oral.

Es igual de importante evitar consumir cualquier refresco, bebida azucarada o alcohólica, ya que estas generan factores limitantes del rendimiento físico o alteraciones no recomendables para la práctica deportiva.

2 ¿Es recomendable consumir refrescos o chocolates antes de una competencia?

Algunos ciclistas suelen consumir bebidas azucaradas o chocolates antes de un entrenamiento largo o una competición. Sin embargo, esta práctica no es recomendable, ya que las bebidas azucaradas y los chocolates generan una ingesta de azúcares de manera elevada, detonando energía instantánea que a su vez produce un disparo de insulina de parte del páncreas, a fin de regular este fenómeno.

Lo anterior se traduce en un estado de depresión física y mental. En su lugar, lo más recomendable es recurrir a geles especiales para la competencia, los cuales están diseñados para suministrar los nutrientes necesarios y adecuados a la hora del esfuerzo físico.

3 ¿Cuánto se debe descansar tras una competencia?

Las competencias ciclistas significan un gran desgaste, por lo que muchos ciclistas optan por realizar un descanso total el día después. Sin embargo, hacerlo no es lo más recomendable.

Tras un esfuerzo intenso, como el de una competición de ciclismo, el cuerpo produce desechos metabólicos y sustancias, por lo que es mejor mover el cuerpo con ejercicios de intensidad baja.

Al ejercicio de baja intensidad después de una competencia se le conoce como ‘recuperación activa’, el cual permite recuperarse del cansancio y combatir los malestares físicos.

 

Fuente: Bike a Fondo

Comments

comments

Compartir